Visita semi privada a pie y al Palacio Real de Madrid.

12 pasajeros como máximo para esta visita semi privada al Palacio Real.

Comenzaremos nuestra visita desde la calle Mayor 43, para conocer la Plaza Mayor, la calle del Codo, la Plaza de la Villa y finalmente llegar al Palacio Real por la calle Bailén.

Haz clic aquí para embarcarte en tu viaje virtual.

Duración

2 horas

Idioma

ES, EN

Rewiews

4.5 / 5 - 152 reviews

¿Qué está incluido en el precio?

Visita guiada desde la calle Mayor, 43
Guía oficial monolingüe
Acceso sin colas al Palacio Real
Visita con Radio Guía y auriculares de regalo

No está incluido

Propinas

¿Qué tengo que llevar?

Protector solar, Gorra o sombrero

Notas Importantes

Accesible para sillas de ruedas
No apto para mascotas
Nuestro guía le estará esperando en la puerta de Fun and Tickets Oficina principal, calle Mayor 43, 10 minutos antes del inicio del Tour.

Aunque la entrada al Palacio Real siempre está reservada para nuestros clientes, a veces el control de acceso puede estar bloqueado debido a la capacidad y controles de seguridad, retrasando la entrada unos minutos por razones fuera del control de este operador

Política de cancelación

¡Gratis! Cancela sin gastos hasta 24 horas antes de la actividad. Si cancelas con menos tiempo, llegas tarde o no te presentas, no se ofrecerá ningún reembolso.

¿Cuándo reservar?

1 hora antes del comienzo de la actividad

Fun and Tickets Oficina Principal, calle Mayor 43
Bienvenidos a nuestro punto de encuentro situado en la Calle Mayor 43. Desde aquí comenzará su visita al Palacio Real en un grupo máximo de 8 pasajeros.

Plaza Mayor
El nombre de la plaza ha cambiado con el tiempo. Ha sido conocida como Plaza del Arrabal, Plaza de la Constitución, Plaza Real, Plaza de la República y ahora Plaza Mayor. Estos nombres reflejan acontecimientos, historias y reinados de la historia de España.
«Plaza del Arrabal» era el nombre original de la actual «Plaza Mayor». La Plaza del Arrabal fue el mercado más popular hasta finales del siglo XV. Tras la Constitución de 1812, todas las plazas principales de España pasaron a llamarse «Plaza de la Constitución». Mantuvo este nombre de 1820 a 1823, de 1833 a 1835, de 1840 a 1843 y de 1876 a 1922. Cuando se restauró el Rey de Borbón en 1814, pasó a llamarse Plaza Real. En 1873 se le cambió el nombre por el de Plaza de la República. Al final de la Guerra Civil Española se le dio su nombre actual, Plaza Mayor.

Mercado de San Miguel, Plaza de San Miguel
Han pasado más de 100 años desde que el Mercado de San Miguel abriera sus puertas como mercado mayorista de alimentación. Hoy, este edificio histórico es uno de los mercados gastronómicos más importantes del mundo. Permite a los visitantes experimentar la esencia y los principales sabores de todos los rincones de España.
Desde el mejor jamón ibérico y los pescados y mariscos más frescos traídos a diario desde Galicia, hasta los arroces mediterráneos y los quesos más exquisitos de Castilla, Asturias y el País Vasco, en el Mercado de San Miguel encontrará todo lo más destacado de la cocina española. Repartidos en más de 20 puestos, el denominador común es la apuesta por el tapeo y la taberna de calidad.

Calle del Codo
Esta pequeña calle es una de las dos plazas con más encanto de Madrid: Conde de Miranda y Villa. Y puede presumir de contar con un espacio protegido por el entorno histórico-artístico que la rodea: en la esquina de la Plaza de la Villa se alza la Torre de los Lujanes (siglo XV). En la misma parte de la calle se encuentran también la Real Sociedad Económica Maritense de Amigos del País, la antigua Hemeroteca Municipal y la Iglesia del Corpus Christi, donde se ubica el convento de Las Carboneras, ya que la congregación guarda una imagen de la Inmaculada Concepción encontrada en una carbonera, a la que se atribuyen diversos milagros.

Plaza de la Villa
Fue uno de los principales núcleos medievales de Madrid, ya que de él parten tres calles, según el trazado original de la ciudad: Codo, Cordón y Madrid. En sus afueras se encuentran las fachadas principales de tres edificios de gran valor histórico y artístico, construidos en siglos diferentes. El más antiguo es la Casa y Torre de los Lujanes (siglo XV), de estilo gótico-mudéjar, situada en el lado este de la plaza. Actualmente es la sede de la Academia de Ciencias Morales y Políticas.

Royal Palace Madrid, calle de Bailén
El Palacio Real de Madrid es la residencia oficial del Rey de España; sin embargo, los actuales reyes no viven en él, sino en el Palacio de la Zarzuela, por lo que se utiliza para ceremonias de Estado y actos solemnes. Aquí comienza realmente nuestra visita.
Aunque el proyecto original de Juvarra no llegó a realizarse, el Palacio Real de Madrid puede presumir de ser el mayor palacio habitado de Europa. Y decimos habitado porque, aunque la familia real española no vive en él, es el lugar donde tienen su residencia oficial. Como ya hemos dicho, el edificio, cuya construcción se prolongó hasta 1764, cuando Carlos III lo habitó por primera vez, tiene 135.000 metros cuadrados y 3.418 habitaciones, por no hablar de sus 870 ventanas, 240 balcones y 44 escaleras. Las comparaciones son incómodas, pero a pesar de lo que muchos creen, el Palacio de Versalles, cerca de París, tiene 67.000 metros cuadrados, por lo que el de Madrid lo supera.
En la visita turística no se recorren las casi 3.500 habitaciones, pero sí algunas de las más destacadas, una veintena. Pasear por el interior del Palacio Real es como viajar en el tiempo a la época dorada de la corte española en los siglos XVIII y XIX. Uno de los momentos más impresionantes es el encuentro con el Salón del Trono, verdadero símbolo del poder de la Corona. Los dos tronos defendidos por los leones dorados salvados de la destrucción del Real Alcázar, los ricos tapices, cortinas y alfombras, los lujosos espejos y lámparas.

Fun and Tickets Oficina Principal

Calle Mayor,43
Madrid

Cancelación gratuita

Se te reembolsará el importe íntegro si cancelas con al menos 24 horas de antelación al inicio de la mayoría de experiencias